“Recorta, pero no me toques los ahorros”

forges-chipreAyer una amiga escribía en su muro de Facebook un mensaje de agradecimiento hacia los profesionales que trabajan en el Hospital Sant Joan de Déu. En este país son millones las personas con motivos de agradecimiento a la sanidad pública. Muchas porque, gracias a la sanidad gratuita y universal, han salvado la vida, otras la han mejorado o han curado sus dolencias, o han recibido la atención médica y el acompañamiento necesario para dar a luz, o, en los casos más graves, el tratamiento paliativo y el acompañamiento necesario para tener una muerte digna. Seguir leyendo ““Recorta, pero no me toques los ahorros””